31 ene. 2014

La enuresis: ¿qué puedes hacer?


¿Sabías que uno de cada diez niños de entre 5 y 15 años moja la cama? La incontinencia infantil es una fase del desarrollo del niño más común de lo que se piensa. Te explicamos qué puedes hacer.

Infórmate
Explica al niño lo que ocurre cuando moja la cama y dile que se trata de una etapa frecuente, que pasará con el tiempo. Resultará un gran alivio para el niño.

Entiende cómo se siente tu hijo
Es muy habitual que los niños piensen que son los únicos que sufren este problema. Muestra comprensión para atenuar los sentimientos de culpabilidad y ansiedad. Recuérdale que hay másniños de su edad que están pasando por lo mismo. ¡Por eso existen los Drynites!

Hablad sobre ello
Algunos niños que mojan la cama creen que están fallando a sus padres, de modo que será un gran alivio para tu hijo que le muestres tus  sentimientos y habléis abiertamente sobre todas las cuestiones relacionadas con el hecho de mojar la cama.

Dale ánimo
Saber que no es culpa suya y que tú estás ahí para ayudarle hasta que lo supere es clave. Dale ánimos para que evite los sentimientos negativos y refuerce su confianza. Mojar la cama es un problema habitual en la niñez, y el apoyo de los padres es importante para que el niño pueda superarlo.

Habla con expertos
No dudes consultar con tu médico si realmente estás preocupado, si al niño le está influyendo en su autoestima o si no ves avances, para guiarte con consejos prácticos, también puedes consultar a la pediatra experta en enuresis en: www.incontinenciainfantil.es
A continuación, te damos más consejos para evitar "accidentes" por las noches.

Relajar los sentidos antes de irse a dormirLos masajes, abrazos y ánimos pueden ayudar a que se sientan mejor.
Genera un ambiente acogedor reduciendo la intensidad de la luz y del ruido
Leer un cuento, cantar canciones o hablar son maneras excelentes de apartar la atención de su preocupación por mojar la cama. Haz que la habitación de tu hijo resulte acogedora mediante una iluminación tenue.
El último pipí antes de acostarseEsto le transmitirá la tranquilidad de que ha adoptado una medida positiva para conseguir no mojar la cama por la noche.
Reduce las bebidas antes de acostarseAsegúrate que tu hijo ingiera líquidos suficientes durante el día, pero intenta reducirlos a última hora de la tarde y en la noche. En el caso de que haga calor o haya hecho ejercicio, tienes que darle líquido, ya que en caso contrario el niño se deshidrataría.
Pensamientos felicesNo hables sobre el último incidente en el que mojó la cama, centraos en pasar tiempo juntos, reíros, charlar…
Buenas noches, que duermas bienOfrecer mucha seguridad a cualquier niño que exprese preocupación ante el hecho de que pueda mojar la cama, aumentará su nivel de confianza y le ayudará a ir a la cama contento y más seguro de sí mismo.
Niños mayoresSiguen agradeciendo que comentéis cómo ha ido el día o un rato de lectura tranquila juntos. Podéis poner que eviten ordenadores, consolas o teles a última hora si queréis.
En caso de accidente...Debes estar preparado, tener un pijama y ropa de cama limpia a mano para solucionarlo de la forma más sencilla posible. Es probable que tu hijo se sienta decepcionado por el accidente, por lo tanto una música relajante y que le tranquilices con palabras positivas puede ser útil para calmarle mientras le cambias. Para que no deje de esforzarse día tras día. 
Fuente:mibebeyyo

No hay comentarios:

Publicar un comentario